7.31.2006

Intimacy: The World is mine

Llegó. Entró a la habitación donde estaban ellos tomando café y charlando. Como dos viejos amigos que vuelven a encontrarse. Pero ella no tenía derecho a escribirle, ni a rondarle. Ya había pasado su turno. Así que, Elena, se acercó a la mesa y le puso la pistola en la espalda. "Levántate". Ana se levantó, mirando horrorizada a Daniel. Él no sabía qué hacer ni qué decir, así que se conformó con seguirlas. Se metieron en el ascensor y Elena apretó el botón de la quinta planta. Allí, los condujo a una habitación poco iluminada (por no decir que estaban las persianas bajadas.)
Tiró a Ana a la cama, cogió un almohadón y se lo puso encima de la cabeza. Entonces disparó.
Daniel estaba horrorizado. Elena le calmó. Acarició su cabeza, le besó los párpados. Y se lo folló. Rodeados de sangre.

12 comentarios:

K dijo...

Tenemos que probarlo, nena.

Gen Suicida dijo...

Ultimamente se folla mucho por aquí, ¿no?

cecilia_lisbon dijo...

k: lo mismo te mareas con tanta sangre...

gen suicida: será la necesidad, querido...

Dr.M dijo...

Es como follar cuando se tienen uno de esos dias, no?
Un besito.

cecilia_lisbon dijo...

dr m: en esos días no hay tanta sangre, hombre xD

Dr.M dijo...

Bueno, es follar como en uno de esos dias (version Jules & Vincent Vega).

Dammy dijo...

Tú si que sabes como dar caña, ¡eh! jejeje.

Un blogsaludo. ;-)

bullet with butterfly wings dijo...

creepy

Pol dijo...

Toda una inspiración...Me lo apunto.

El imperio de los sentidos + Asesinos Natos...;)

pcbcarp dijo...

No sé por qué, pero me da la impresión de que por aquí nadie ha hecho nada semejante en el mundo real. Chica, eres la mejor. Y ya me jode elogiar.

eleanor dijo...

tus cuentos me atraen cada vez más

algenib dijo...

muy bueno y terriblemente atractivo. ;) besete

Creative Commons License
This work is licensed under a Creative Commons Attribution-NonCommercial-NoDerivs 3.0 Unported License.