10.25.2007

There's nothing to say

Tuvieron muchos hijos. A todos esos hijos les pusieron unos nombres preciosos. Cuando decidieron separarse, metieron a todos los niños en un saco pegajoso y los echaron al río. Los niños sufrieron agónicamente los últimos minutos de su pequeña vida.

6 comentarios:

Barto dijo...

Si, los niños son muy graciosos cuando los compras y son pequeños, muy monos dicen. Pero después crecen y ya no molan tanto y la gente o los abandona por la calle o los tira un río. Yo personalmente prefiero lo del río, porque si no se llena la calle de niños vagabundos que se reproducen entre ellos dando más niños vagabundos.

Así nació el rap.

ALOMA69 dijo...

Me ha resultado muy hiriente.

Matar niños, el eterno tabú, no puedo con ello.

Has visto DOGVILLE, de LARS VON TRIER?

pcbcarp dijo...

Es que, claro, se limitaron a meterlos en el saco, sin gato, ni mono, ni serpiente, ni gallo. en todo caso, sólo fueron unos minutos. (aunque no comente, sigo siguiéndote)

629 dijo...

Crudo y negro.
Petroleo.

Purgatorio dijo...

Joder...impactante...como siempre ;)

Barrabás-Barrabás dijo...

Tan sadico como simplemente dicho. Como si fuera una historia de lo más corriente.
Negro es, negro es.. (8)

Muchos saludos.


-----------------------------------
Me es imposible no citarlo xD:
-----------------------------------

Barto dijo...
Yo personalmente prefiero lo del río, porque si no se llena la calle de niños vagabundos que se reproducen entre ellos dando más niños vagabundos.

Así nació el rap.

-----------------------------------
HAHAHAHAHAHAHA

Creative Commons License
This work is licensed under a Creative Commons Attribution-NonCommercial-NoDerivs 3.0 Unported License.